Descubren un exoplaneta que sólo tarda ocho horas en completar su año

El Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés) ha descubierto un exoplaneta que órbita alrededor de su estrella en 8,5 horas. «En el tiempo que una persona completa su jornada laboral o duerme durante la noche, una pequeña bola de fuego de un planeta a 700 años luz de distancia ya ha completado un año entero», explican los responsables de este hallazgo.

Este exoplaneta, del tamaño de la Tierra y llamado «Kepler 78b», realiza «uno de los períodos orbitales más cortos jamás detectados». El planeta está muy cerca de su estrella –su radio orbital es de unas tres veces el radio de la estrella– y los científicos han estimado que las temperaturas de la superficie pueden ser de hasta 3.000 grados Kelvin o más de 5.000 grados Fahrenheit. En un ambiente tan caluroso, la capa superior del planeta probablemente se derrita por completo, creando un enorme turbio océano de lava.

Lo más emocionante para los científicos es que fueron capaces de detectar la luz emitida por el planeta, la primera vez que se consigue en un planeta tan pequeño como ‘Kepler 78b’. Esta luz, una vez analizada con los telescopios más grandes, puede dar a los científicosinformación detallada sobre la composición de la superficie del planeta y las propiedades reflectantes. ‘Kepler 78b’ está tan cerca de su estrella que los científicos esperan poder medir su influencia gravitacional en la estrella. Esta información puede ser utilizada para medir la masa del planeta, lo que podría hacer que ‘Kepler 78b’ el primer planeta del tamaño de la Tierra fuera de nuestro sistema solar, cuya masa es conocida.

Un periodo orbital aún más corto

En otro documento, publicado en la revista ‘Astrophysical Journal Letters’, los miembros de ese mismo grupo se han referido a ‘KOI 1.843,03’, otro exoplaneta, descubierto previamente, con un período orbital aún más corto: sólo 4 horas y 15 minutos. El grupo, dirigido por el profesor de física Saúl Rappaport determinó que para que el planeta estaría compuesto casi completamente de hierro, ya que «de lo contrario, la enorme fuerzas de marea de la estrella cercana podría rasgar el planeta en pedazos». «Sólo el hecho de que es capaz de sobrevivir allí implica que es muy denso», dice Josh Winn, profesor asociado de física en el MIT y coautor de los dos papeles. «Tendrías que estirar la imaginación para imaginar vivir en un mundo de lava. Desde luego, no podríamos sobrevivir allí», concluye Winn, refiriéndose a ambos planetas.

Fuente

Acerca de A. Arrieta

Físico egresado de la Universidad de Córdoba con sede en la Ciudad de Montería. Magister en Física de la Universidad Nacional de Colombia con sede en la ciudad de Medellín. Docente del Instituto Tecnológico Metropolitano (ITM) y docente adscrito a la Secretaría de Educación de Medellín. "Amarrar el conocimiento no te hace más sabio, en cambio compartirlo te hace más útil a la sociedad, trascender y no morir para siempre"
Esta entrada fue publicada en Noticias Generales. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s