La NASA encuentra explicación para los extraños polígonos en el hielo de Plutón

pluton-geometria-620x349

Detalle de uno de los polígonos, en la planicie Sputnik, de decenas de kilómetros de longitud. El nitrógeno se acumula allí en forma de hielo, formando una capa de varios kilómetros de grosor – NASA

Desde que el pasado 14 de julio la sonda «New Horizons» sobrevolara Plutón y el hombre por fin explorara el planeta enano desde las proximidades, la NASA ha ido publicando con cuentagotas una gran cantidad de información sobre la geología y el comportamiento de esta «roca». Gracias a todo eso, los libros de texto ya no representarán a Plutón como una mancha marrón, sino como un planeta con su propia geografía y unos complejos procesos geológicos que además son una pista sobre la evolución del Sistema Solar en el que vivimos.

En los escasos minutos en los que la sonda New Horizons pasó «rozando» la superficie de Plutón, la cámara de alta resolución trazó una completa radiografía de la superficie del planeta. Casi un año después, dos artículos presentados este miércoles en la revista «Nature» dan explicación a uno de los misterios que surgieron entonces: el del origen de las formas poligonales que aparecen sobre el hielo de Plutón, en la llamada planicie Sputnik. Según sus conclusiones, los procesos de convección y contracción a causa de los contrastes de temperatura son los que han dado lugar allí a la aparición de grandes e irregulares polígonos de 10 a 40 kilómetros de extensión.

Estas formaciones aparecen en una vasta y profunda llanura de nitrógeno congelado situada en la región ecuatorial del pequeño planeta. Aparte de sus bordes rectos y largos, se caracterizan por tener en el centro zonas más elevadas que en la periferia.

Según la investigación presentada por William McKinnon, un constante proceso de convección está rejuveneciendo las capas de hielo, y es capaz de renovar los polígonos una vez cada medio millón de años. Además, sugieren que puede habre procesos similares en otros planetas enanos congelados del cinturón de Kuiper, una región situada más allá de Neptuno en la que se acumulan pequeños planetas, cometas y asteroides helados.

Por su parte, la investigación firmada por Alexander Trowbridge ha llegado a conclusiones similares, aunque no está de acuerdo en que esté ocurriendo un proceso de contracción, tal como ha concluido la investigación de McKinnon.

En un artículo adicional de comentarios publicado en Nature Geoscience, Paul Schenk y Francis Nimmo concluyen que tanto Plutón como su vecino, Caronte, muestran que los procesos planetarios son los mismos en todo el Sistema Solar: «El placer está en ver tal vareidad y complejidad, y al mismo tiempo que resulte familiar aún mirando tan lejos de casa», han escrito los autores.

Fuente

Acerca de A. Arrieta

Físico egresado de la Universidad de Córdoba con sede en la Ciudad de Montería. Magister en Física de la Universidad Nacional de Colombia con sede en la ciudad de Medellín. Docente del Instituto Tecnológico Metropolitano (ITM) y docente adscrito a la Secretaría de Educación de Medellín. "Amarrar el conocimiento no te hace más sabio, en cambio compartirlo te hace más útil a la sociedad, trascender y no morir para siempre"
Esta entrada fue publicada en Otras Ciencias y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s